Herramienta de accesibilidad para
personas con discapacidad
Portal de Accesso

TARJETA INFORMATIVA: IMPULSA SEMOVI PROCESO DE MEJORA DEL TRANSPORTE PÚBLICO DE LA CDMX

Publicado el 01 Junio 2020

TI 031/2020 Ciudad de México, 1 de junio de 2020

Escucha la noticia aquí

Con el objetivo de mejorar de manera integral el transporte público de la Ciudad de México y dar el primer paso en la materialización del Programa Integral de Mejora de Transporte Público Colectivo Concesionado (Programa), la Secretaría de Movilidad (SEMOVI) comenzó esta tarde la entrega de las primeras 350 tarjetas con bonos para combustible a las personas concesionarias de transporte de ruta y corredor.

La entrega física de tarjetas continuará para todas aquellas personas que hayan realizado exitosamente el pre-registro al Programa y que cumplan con los requisitos establecidos en la Convocatoria a la acción social “Subsidio a Combustibles para el Transporte de Pasajeros Público Concesionado Colectivo, clasificado como Rutas y Corredores, 2020” publicada el 19 de mayo en la Gaceta Oficial de la Ciudad de México. Lo anterior, a partir de un sistema de citas en línea que permitirá evitar aglomeraciones a través de un protocolo y mecanismos de protección de la salud.

La preinscripción al Programa permitirá a concesionarios acceder a diversos beneficios e incentivos para la mejora de la calidad y el servicio del transporte público y, al mismo tiempo, es la puerta para integrar a los concesionarios a un proceso de regularización integral y profesionalización en beneficio de la seguridad vial.

El sistema de pre-registro garantizará ante esta dependencia que los concesionarios tengan toda su documentación actualizada, lo que generará un padrón robusto y completo tanto de unidades como de operadores activos en la Ciudad de México.

El Programa Integral de Mejora para rutas y corredores, además de la entrega de los bonos de combustible, tiene contempladas diversas acciones complementarias, entre las que destacan la actualización de registros públicos, primero de forma digital y posteriormente con una revisión presencial de su documentación y unidades -pospuesta hasta que concluya la emergencia sanitaria; la colocación de tecnología en las unidades de transporte (cámaras, botones de pánico y dispositivos GPS); el uso de cámaras de supervisión en los puntos de mayor conflictividad vial relacionados con problemas de operación del transporte público colectivo; así como la dignificación del trabajo de los operadores a partir del otorgamiento de seguridad social (Instituto Mexicano del Seguro Social) para las personas que operan las unidades.

Todo lo anterior, contribuye a profesionalizar y dignificar el servicio de transporte público concesionado colectivo tanto para sus operadores como para las personas usuarias, asegurar la seguridad de las y los pasajeros y solucionar conflictos viales históricos relacionados con fallas en la operación del servicio. Finalmente, se trabajará de manera paulatina para realizar la sustitución estratégica de la flota de transporte público con más de 25 años de antigüedad, lo que permitirá viajes más accesibles y con menor impacto ambiental.

Con este tipo de acciones, el Gobierno de la Ciudad de México sigue reconociendo a las y los usuarios del transporte público como centro de las políticas públicas de movilidad y trabaja, colaborativamente, con las personas concesionarias para lograr un servicio seguro y de mayor calidad.

---o0o---